La venta de Bankia: Evidente manipulación informativa de El Pais

José Santos Pulido Mancebo

bankiaprivatizacion_1Frecuentemente la base de las  manipulaciones no está en lo que se dice sino en lo que no se dice. Un buen ejemplo de esto es el tratamiento que ha dado el diario El País a la venta que el FROB ha hecho de una parte del capital de Bankia.

En el pasado mes de enero se publicó en www.sistemadigital.es  un artículo mío en relación con el anuncio de la venta de parte del capital de Bankia, que es propiedad del FROB (Fondo de Reestructuración Ordenación Bancaria) a través del Banco Financiero y de Ahorros, y al mismo me remito,  ya que allí se tratan los aspectos más significativos de la transacción que al final se ha llevado a cabo. Se ha dado  la salvedad de que definitivamente solo se ha vendido un 7,5% del capital y por 1304 millones de euros frente a las cifras que entonces se barajaban.

El presente artículo se refiere al tratamiento que el diario de mayor tirada en España ha dado a dicho tema, que sin duda es de gran interés para los ciudadanos y  particularmente  para los que han visto atrapados sus ahorros en Bankia, fruto de su confianza en varias Cajas de ahorros centenarias. Este asunto ha ocupado un amplio espacio del diario en los días 28 de febrero y 1 y 2 de marzo como no podía ser menos, pero voy a centrarme en el editorial publicado el día 1 de marzo.

En dicho editorial se dice que “la venta y sobre todo el volumen de la demanda de acciones, demuestran que el cambio de gestores en Bankia y sus decisiones empresariales han rendido sus frutos”. Esto se podría admitir si la venta se hubiera hecho en condiciones de mercado a multitud de compradores  y no a unos pocos fondos de inversión entre los que está el del Sr. Soros. Muchas personas podrían pensar que se está ante un aparcamiento de acciones gestionado por la propia Bankia y no es una venta real. También es posible que el comprador verdadero sea algún gran banco, que acude con sigilo a la operación por razonas estratégicas.

En otro párrafo,  y en boca del Gobierno,  El País vuelve a repetir argumentos similares,  ahora ya citando los beneficios obtenidos por Bankia, pero sin recoger que en gran medida  se basan en ingresos  no recurrentes. También se argumenta que el Gobierno quiere enviar al “mercado” el mensaje de que las intenciones reprivatizadoras del ministro son sólidas. Como si alguien pudiera tener alguna duda al respecto, teniendo en cuenta otras actuaciones del Partido Popular.

Ahora vendría una de arena: “No son pocos los analistas, incluso directivos de la propia Bankia, que se preguntan (con razón) cual es el coste de esta premura”. Sin embargo, el argumento casi viene a reforzar lo citado antes  ya que presupone que para el  ejercicio 2016 los beneficios llegarán a 1.200 millones de euros. No sé cómo se compadece eso con el cierre de oficinas y la menor remuneración de la Deuda Pública española que también se prevé.  Como en otros artículos de nuevo se le dota al Sr. Goirigolzarri de poderes casi taumatúrgicos. Eso sin contar con las pérdidas que vendrán del previsible goteo de sentencias judiciales en contra de Bankia por las demandas de los preferentistas.

En referencia al primer párrafo de este artículo no se dicen en el editorial dos cosas. La primera, que casi con total seguridad la urgencia de la venta viene dada para reforzar el mensaje de Rajoy en su discurso del debate de estado de la nación de que toda va viento en popa, lo que en último extremo es para superar al PSOE  en las próximas elecciones europeas.  La segunda es, como muchas personas piensan, que el mejor destino de Bankia (y de Catalunya Banc y Banco Mare Nostrum) es ser la base de una banca pública universal abierta a todos. Esta decisión es la única garantía de que el oligopolio bancario que nos acecha, si es que no está ya, no ahogará a la mayoría de los ciudadanos, directamente mediante condiciones comerciales abusivas o indirectamente presionando a los Gobiernos de turno, siguiendo la estela del oligopolio eléctrico.

Para terminar y en referencia al El País y como dijo la niña: “Hay mamá, qué penita es ser pobre”.

*** La Plataforma por una Banca Pública no se identifica necesariamente con los contenidos publicados, excepto cuando son firmados por la propia organización

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 + 4 =


*

Bankia pública, banca pública

Para que Bankia este bajo control democrático y con finalidad social. http://bancapublica.info/manifiesto-bankia-publica-banca-publica/

123 signatures

Firma el manifiesto "Bankia Pública. Banca Pública"

[signature]

Firmar

Comparte esto con tus amigos: